Noticias NicaraguaTecnologíaMeta se une a la larga lista de tecnológicas que optan por despidos masivos

Meta se une a la larga lista de tecnológicas que optan por despidos masivos

Otras empresas tecnológicas, como Amazon, están congelando sus contrataciones
meta facebook despidos
cartel de Meta en la sede de Meta Platforms Inc., anteriormente llamada Facebook.
EFE

Meta -compañía matriz de Facebook, Instagram, WhatsApp y Messenger- anunció este miércoles que despedirá a 11.000 trabajadores, el 13 % de su plantilla, uniéndose así a una larga lista de compañías tecnológicas de Estados Unidos entre las que están Twitter, Lyft, Robinhood y Coinbase. 

Otras empresas tecnológicas, como Amazon, están congelando sus contrataciones. 

EL BOOM DE LA PANDEMIA TERMINÓ

Las empresas tecnológicas prosperaron durante la pandemia del coronavirus, sobre todo las redes sociales debido a la cantidad de tiempo libre que la gente tenía en sus manos, pero la pospandemia no les sentó bien: en la última tanda de resultados varias empresas de este sector anunciaron una bajada en sus rendimientos.

"Al comienzo de la covid-19, el mundo se movió rápidamente a lo digital y el aumento del comercio electrónico condujo a un crecimiento descomunal de los ingresos", anotaba este miércoles en un comunicado el delegado de Meta, Mark Zuckerberg.

Meta, al igual que otros gigantes tecnológicos, realizó una ola de contrataciones durante la pandemia añadiendo a su plantilla más de 27.000 empleados entre 2020 y 2021, y otros 15.344 trabajadores en los primeros nueve meses de este año.

"Mucha gente predijo que esto sería una aceleración permanente que continuaría incluso después de que terminara la pandemia. Yo también lo hice, así que tomé la decisión de aumentar significativamente nuestras inversiones. Desgraciadamente, esto no salió como esperaba", añade el fundador de Facebook.

Zuckerberg resalta que no solo el comercio en línea ha vuelto a las tendencias anteriores, sino que la compañía también se ha visto afectada por "la recesión macroeconómica", el aumento de la competencia y la pérdida de ingresos de anuncios debido a nuevas restricciones. 

UNA TENDENCIA GENERALIZADA 

La semana pasada, Elon Musk, el hombre más rico del mundo y el nuevo propietario de Twitter, despidió a la mitad del personal de una plantilla de unas 7.500 personas en todo el mundo. 

"Con respecto a la reducción de la fuerza laboral de Twitter, desafortunadamente no hay otra opción cuando la empresa está perdiendo más de 4 millones de dólares por día", anotó Musk en un tuit.

Por su parte, la compañía de alquiler compartido de vehículos con chófer Lyft también dijo que recortaría el 13 % de sus empleados y Stripe, una plataforma de procesamiento de pagos, dijo que eliminaría el 14 % de sus empleados, aproximadamente 1.100 puestos de trabajo. 

El gigante de las compras por internet Amazon -donde trabajan en torno a 1,5 millones de personas y la convierten en una de las principales empleadoras del país- dijo la semana pasada que había decidido pausar la contratación corporativa porque la economía estaba "en un lugar incierto".

"Mantendremos esta pausa durante los próximos meses y continuaremos monitoreando lo que estamos viendo en la economía y en el negocio para hacer los ajustes necesarios", apuntó en un comunicado la vicepresidenta de la sección de Experiencia de Personas y Tecnología, Beth Galetti.

CONDICIONES DE LOS DESPIDOS 

Además de los despidos, las compañías también han anunciado las condiciones con las que se darán.

En el caso de Meta, Zuckerberg anotó este miércoles que los empleados estadounidenses afectados por los despidos -aún se desconoce cómo se repartirán en una plantilla mundial de 87.000 personas- recibirán cuatro meses de indemnización, más dos semanas adicionales por año trabajado.

Además, la compañía cubrirá sus costos médicos durante seis meses, y dijo que fuera de Estados Unidos el respaldo sería similar, aunque las leyes en cada país determinarán el alcance de esas compensaciones. 

Por su parte, Musk defendió los despidos masivos en Twitter diciendo que los empleados despedidos recibieron un pago de tres meses de la empresa, pero eso no impidió que un grupo de los despedidos presentara una demanda contra la empresa por no haber recibido el preaviso con la suficiente antelación según lo previsto en las leyes de San Francisco (donde está la sede central de la compañía). 
Sarah Yáñez-Richards

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ