CUBA DESEA AUMENTAR ACCESO A INTERNET SIN CEDER CONTROL ESTATAL

Cuba busca aumentar el acceso de sus ciudadanos a internet sin modificar el monopolio estatal sobre las telecomunicaciones, dijo un alto funcionario estadounidense cercano a las conversaciones con La Habana sobre tecnología. El gobierno de Cuba "está buscando mecanismos para, en una primera instancia, expandir la conectividad y al mismo tiempo mantener su mecanismo de administración del mercado, que obviamente es muy diferente al nuestro", dijo una fuente del Departamento de Estado. El gobierno cubano está "extremadamente entusiasta" de avanzar en la expansión de las telecomunicaciones en la isla, añadió. El funcionario, que habló bajo anonimato, cuestionó que Cuba pueda cumplir las metas fijadas por la ONU de proveer internet a 60% de la población y 50% de los hogares para el año 2020, sin permitir la entrada de competidores y una multiplicidad de inversionistas privados a su limitado mercado de telecomunicaciones. Las conexiones privadas en la isla están estrictamente reguladas por el Estado y sólo alcanzaban al 3,4% de los hogares en 2013, según la Unión Internacional de Telecomunicaciones, una agencia de Naciones Unidas. Pero la fuente indicó que la posibilidad de un cambio en el monopolio estatal de las comunicaciones en el país comunista no se mencionó en las recientes reuniones bilaterales, y que cualquier desregulación del sector luce improbable. Cuba "no sería el único mercado en el mundo con un solo proveedor", apuntó la fuente. La semana pasada, una delegación del gobierno estadounidense, liderada por el subsecretario adjunto de Estado, Daniel Sepúlveda, viajó a La Habana para discutir el alcance de las nuevas regulaciones emitidas por el gobierno estadounidense y las maneras de aumentar la conectividad en Cuba. En febrero, la estadounidense IDT Domestic Telecom y el monopolio estatal cubano de telecomunicaciones Etecsa acordaron la primera conexión directa entre ambos países en décadas, mientras el servicio de video en línea Netflix comenzó a operar en la isla. Las conversaciones sobre tecnología marchan en paralelo a las negociaciones de alto nivel para el restablecimiento de relaciones diplomáticas entre Estados Unidos y Cuba. Fuente: END