COSEP pide resolver largas filas del transporte de carga en frontera con Costa Rica

La empresa privada de Nicaragua se quejó por las largas filas del transporte de carga pesada en ambos lados de la frontera de Peñas Blancas, lo cual no sólo provoca retrasos sino un incremento en los costos logísticos de las empresas, problemas de salud y seguridad pública.

A través de un comunicado, el COSEP señala que la región centroamericana enfrenta elevados costos logísticos que alcanzan en promedio un tercio del valor de los productos comercializados. Se calcula que la velocidad promedio de un vehículo de carga en el corredor logístico es de 17 km/h y que transportar una tonelada de producto a lo largo de un kilómetro cuesta U$ 0.17 dólar, muy por encima de lo que se paga en otros países del mundo.

Según la empresa privada, comerciantes y transportistas que utilizan ese puesto fronterizo manifiestan que en ambos países exigen cuellos de botella, entre los que destacan los horarios de atención distintos de las instituciones que intervienen en frontera, que no aparezca transmitida la Declaración Única Centroamericana que se emplea para el traslado de mercancías bajo el régimen de tránsito internacional terrestre, limitado personal en las áreas de revisión de cargas y tránsitos.

Ante estos inconvenientes, COSEP pide una inspección conjunta oficial diaria entre autoridades de Costa Rica y Nicaragua con el apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo, que sería una oportunidad para detectar los cuellos de botella y plantear alternativas de solución, mientras se contempla la modernización total del puesto fronterizo.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ