TEMOR POR 3 MIL NIÑOS ASEDIADOS POR LOS BOMBARDEOS EN UN CAMPO DE REFUGIADOS EN SIRIA

None
El último camino para entrar y salir del campo de refugiados Khan Eshieh quedó cerrado esta semana, a causa de fuertes bombardeos y la presencia de francotiradores, informó a la organización Save The Children la Fundación Jafra, que brinda en el lugar educación, apoyo psicológico y otras asistencias. Los ataques se intensificaron con decenas de barriles bomba que caen en toda la zona. "A pesar del presunto cese del fuego en todo el país, la gente vive aterrorizada por las bombas y bajo asedio. Las personas que habitan en Khan Eshieh nos informaron que la mayor parte de las medicinas, del combustible y de la harina ya casi se agotó, mientras que los precios de la comida se duplicaron en los últimos días", dijo Sonia Khush, jefa de los programas de Save the Children en Siria. "Y la situación no puede más que empeorar. Las calles y el acceso al campo deben ser reparados de modo urgente para permitir la entrada de ayudas humanitarias vitales", agregó Khush. De los 12 mil habitantes de Khan Eshieh, al menos una cuarta parte son niños, informó Save the Children. El campo está parcialmente asediado desde hace casi tres años, con todas las calles principales que lo comunican con Damasco cerradas desde 2013 y numerosos puestos militares de bloqueo circundantes. Dentro del lugar quedan solamente un médico y un dentista, que no cuentan con suficientes insumos y a veces ni siquiera con suministro de electricidad. También existe una necesidad urgente de dispositivos para potabilizar agua, con el fin de reducir el creciente riesgo de enfermedades. Pese al reciente acuerdo de febrero para aumentar el acceso humanitario en las zonas asediadas en Siria, centenares de miles de familias siguen sin recibir ayudas.   INFOBAE

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ