Irán “limpió” con topadoras la zona en la que cayó el avión con 176 personas a bordo

Los restos del Boeing 737-800 fueron retirados del lugar en el que se estrelló, en las afueras de Teherán, impidiendo que investigadores internacionales puedan analizar el área para determinar lo ocurrido

El lugar donde se estrelló el avión ucraniano cerca de la capital iraní ha sido limpiado en las últimas horas. Distintos medios difundieron imágenes de topadoras removiendo los restos del Boeing 737-800 que se estrelló el miércoles con 176 personas a bordo, tras ser derribado “accidentalmente” por un misil iraní, según fuentes de inteligencia de distintos países.

La noticia se conoció al mismo tiempo que crecen los reclamos de la comunidad internacional hacia las autoridades iraníes, para que realicen una investigación transparente del desastre. También la falta de seguridad en la zona de los hechos ha suscitado preocupación sobre la credibilidad de la pesquisa, ya que decenas de personas fueron vistas saqueando restos del fuselaje y del motor, ante la pasividad de las fuerzas de seguridad.

El procedimiento estándar en tragedias de esta naturaleza es completamente diferente. Los forenses de las principales organizaciones de investigación examinan los restos en el lugar antes de llevarlos a otra parte, ya que su ubicación puede ayudar a comprender lo que pasó. Si llegan investigadores de otros países ya no podrán inspeccionar la zona como deberían.

El jefe de la Autoridad de Aviación Civil de Irán, Ali Abedzadeh, dijo a CNN el viernes que se habían llevado fragmentos del avión a un hangar fuera del lugar para “investigar la causa del accidente”, y que los restos de las víctimas habían sido enviados a un laboratorio forense para realizar pruebas de ADN.

Los 176 ocupantes a bordo del Boeing 737-800 murieron cuando el avión con destino a Kiev se estrelló poco después de despegar del aeropuerto Imam Jomeini el miércoles. Entre las víctimas se encuentran 82 iraníes, 63 canadienses, 11 ucranianos, 10 suecos, cuatro afganos, tres alemanes y tres británicos.

La televisión estatal iraní mostró este viernes imágenes que corresponderían a las dos cajas negras recuperadas del avión ucraniano. El video, publicado en internet por el canal del Estado, muestra dos dispositivos dentro de una caja de madera que, según los comentarios, eran la grabadora de voz de la cabina y la grabadora de datos de vuelo.

Ambas cajas negras están dañadas, pero su memoria puede ser descargada y examinada. Las imágenes fueron registradas en la sede de la Organización de Aviación Civil de Irán. Teherán dijo que podría tardar uno o dos meses en extraer la información de las grabadoras. Fuentes del régimen dijeron que podrían pedir ayuda a Rusia, Canadá, Francia o Ucrania en caso de necesitarla. Además, aclararon la investigación sobre lo sucedido podría demandar uno o dos años.

El vuelo de Ukraine International Airlines a Kiev desde Teherán se estrelló el miércoles, cuando Irán estaba en alerta por una posible respuesta militar de Washington horas después de disparar misiles contra objetivos estadounidenses en Irak. El régimen negó categóricamente que el avión fue derribado por un misil, tal y como afirman varios países. El primer ministro canadiense Justin Trudeau sostuvo el jueves que el Boeing 737 fue derribado probablemente por error. Distintos medios publicaron varios videos en las redes sociales que apuntan hacia esta tesis.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ