Rosario Murillo culpa a expresidenta Violeta Chamorro por "privatizar el agua", pero fue régimen que lo aprobó

“Migajas insignificantes y miserables”, así calificó la sancionada vicepresidenta Rosario Murillo a las voces disidentes, a las que acusa supuestamente de provocar “destrucción”, en referencia a las protestas sociales que surgieron en abril 2018.

“Con odio nunca más, ellos optaron por la destrucción, siguen optando por la destrucción, esos poquitos que quedan, las migajas insignificantes y miserables, el pueblo en mayoría trabaja seguro en esta estabilidad de un gobierno dedicado las 24 horas al día”, manifestó Murillo.

La sancionada vicepresidenta aseguró que “conocen los rostros” de los que supuestamente generan “destrucción y crímenes de odio”.

“Con odio nunca más, no pudieron ni podrán, cada vez que vemos esos rostros que sembraron destrucción, crímenes de odio, desgracia,retroceso (...) cada vez que los vemos repetimos con odio nunca más, nadie les cree porque nadie puede creer a destructores, nadie puede creer a gente que asesinó, nadie puede creer a quienes frenaron por egoísmo, avaricia, ambición y sometimiento, por sumisión a los amos extranjero, nadie les puede creer”, insistió.

LEER MÁS: Asamblea Nacional aprueba reforma a Ley del consumidor que protege a sancionados y arriesga el sistema financiero

Murillo atacó la gestión de la expresidenta Violeta Barrios de Chamorro por “desaparecer” el ferrocarril y por "privatizar el agua", pero fue régimen sandinista que aprobó en 2020 la privatización del agua.

“Ahora con una revolución triunfante que sirve el pueblo, avanzamos con educación gratuita, quien quitó la educación gratuita que la revolucionaria garantizó, quien desapareció el ferrocarril no lo olvidemos nunca, quien privatizó hasta el agua quisieron privatizar, no lo olvidemos nunca, por eso siempre decimos aprendidos, estamos aprendidos, hemos aprendido, sabemos optar, sabemos elegir porque sabemos y conocemos la diferencia entre un pasado de oscuridad absoluta y de negación del amor”, dijo la vicepresidenta.

Privatización del agua

En diciembre 2020, los diputados sandinistas aprobaron una reforma a la Ley General de Aguas, la cual allana el camino a la privatización del recurso hídrico, según especialistas y expertos en temas de medio ambiente.

La expresidenta de la Empresa Nicaragüense de Acueductos y Alcantarillados (Enacal), Ruth Selma Herrera, indicó que la reforma abre la posibilidad de que agentes económicos privados puedan recibir licencias para el aprovechamiento y operación del agua en Nicaragua.

SEGUIR LEYENDO: Byron Jerez admite que Ley de reforma al consumidor es para que bancos no le cierren cuentas a sancionados

La reforma incluyó cambios en 58 artículos a través de los cuales se sustraen la participación ciudadana y parte del enfoque social, mientras se da paso al surgimiento de actores privados en la administración del servicio de agua potable en el país.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ