Báez: "No debemos caer en la pasividad y acostumbrarnos a vivir en sociedades postradas a causa de la injusticia y la violencia"

Carlos Herrera/Confidencial

Monseñor Silvio Báez llamó a los creyentes a no caer en la pasividad y acostumbrarse a vivir en sociedades “postradas” por la injusticia y violencia. El obispo invitó a la feligresía a mantener una relación con Dios, tal y como lo hizo Jesús que en oración tomaba decisiones y acciones. 

“Jesús levantó o, mejor aún, resucitó, a la suegra de Simón. El Señor desea que nosotros hagamos lo mismo. Estamos llamados a levantar a los demás. No podemos ser indiferentes delante de las personas que sufren o están caídas por algún motivo. No debemos caer en la pasividad y acostumbrarnos a vivir en sociedades postradas a causa de la injusticia y la violencia”, manifestó Báez.

El religioso expresó que los creyentes no pueden estar encogidos de hombros y desentenderse “No perdamos la esperanza. La fuerza de la resurrección de Jesús se hace presente a través de nuestro compromiso por levantar a los demás y en nuestro esfuerzo por construir una nueva sociedad más humana, justa y pacífica”, dijo.

LEER MÁS: Ley que protege a consumidores pone en encrucijada a la banca en Nicaragua

Las palabras del religiones se fundamentan en el pasaje de (cf. Mc 1,29-39) el cual detalla la sanación de la suegra de Pedro a manos de Jesús “Después de salir de la Sinagoga de Cafarnaúm, se fue con Santiago y Juan a la casa de Simón y al llegar le informan que la suegra de este último estaba en cama con fiebre. En sábado no se podía curar a un enfermo, pero Jesús no duda en curar a aquella mujer”.

Para Báez, al igual que Jesús los creyentes están llamados a extender la mano para prestar ayuda, nunca para amenazar o maltratar al prójimo. 

“Jesús es la mano que Dios tiende hacia nosotros para comunicarnos consuelo, salud y perdón. También nosotros estamos llamados a dar una mano a quien sufre, a quien necesita algo o está caído. Las manos son para expresar cercanía o prestar ayuda. Las manos nunca se deben abrir voraces para arrebatar, no se deben cerrar egoístas para acumular, ni se deben extender para amenazar, atemorizar o maltratar a las personas”, manifestó.

SEGUIR LEYENDO: Fundación Violeta Barrios de Chamorro anuncia “cierre indefinido” por Ley de Agentes Extranjeros

En su homilía, el religioso llamó a los creyentes a mantener una relación o comunicación con Dios. “La oración matinal de Jesús no era una actividad más de su jornada, sino la fuente de la que brotaban sus sentimientos, decisiones y acciones (...) La oración no nos vuelve pasivos ni nos aísla de la realidad. La oración siempre genera en nosotros libertad y generosidad”, expresó

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ