Opositor Leonardo Navarrete: policías "tienen orden de matar a cualquiera que proteste"

“Tenemos orden de matar” le dijo un comisionado de la sancionada policía sandinista al opositor Leonardo Navarrete, quien fue secuestrado por un paramilitar que lo llevó a la estación policial en el distrito 4.  En el 2019, Navarrete Lumbí se exilió, junto a su hija, en Costa Rica, debido al constante asedio del que era víctima por parte de la Policía.

Según Navarrete, el pasado lunes 12 de abril, un paramilitar en el mercado oriental lo persiguió y amenazó con un arma, llevándolo a la fuerza a la estación IV, en el lugar oficiales le dijeron que lo acusarían por tranquero”

El opositor denunció que lo trasladaron a la Dirección de Auxilio Judicial, conocido como el “Chipote” donde lo amenazaron de muerte y advirtieron que tienen “orden de matar” a cualquiera que proteste en el país.

LEER MÁS: Meylin Obregón solicita asilo político en EEUU, prometió a su hijo que no regresarán a Nicaragua

“Me sacaban cada media hora en la noche supuestamente a realizar investigación, que yo me volviera sapo que le diera información, yo le dije a la Policía que honestamente soy una persona que tengo carácter, no me voy a vender (...) me tuvieron detenido ahí en el Chipote, lo que me hicieron fueron amenazas psicológicas, la misma policía amenazándome de muerte, que si yo salí a la calle con una bandera que había orden de matar a cualquiera, el comisionado de la estación IV dijo que "si salíamos a las calles tenían orden de matar, que orden de la policía matar"”, expresó el ciudadano.

El ex preso político estuvo tres días detenido ilegalmente en el Chipote.  A pesar que la policía negó conocer el paradero de Navarrete, una patrulla lo fue a dejar a la vivienda de su progenitora, quien firmó un documento que señalaba que no tenía golpes en el cuerpo.

“Me hicieron firmar un documento cuando me lo entregaron, lo detienen por puro gusto siempre se me lo llevan (...)mi hija camina de arriba-abajo buscandolo, en el documento decía que venía sin ningún golpe (...) Yo estoy enferma me van matar ustedes les dije ¿cuál es el daño que hace mi hijo? si mi hijo no le hace daño nadie (...) ya estoy cansada, suplico al comandante y la señora Rosario que dejen de hacerle daño a los jóvenes que recapaciten, que se pongan la mano en la conciencia porque están haciendo tanta injusticia”, dijo la progenitora de Leonardo Navarrete Lumbí. 

SEGUIR LEYENDO: Régimen de Daniel Ortega expropia empresa transnacional de gas

Las cuatro detenciones de Leo Navarrete sucedieron el 14 de agosto de 2018 en Camino de Oriente, el 15 de febrero del presente año en el mercado Mayoreo, el 2 de abril en el Complejo Judicial de Managua y el pasado 4 de mayo en el barrio Bertha Díaz, luego se exilió en Costa Rica por casi un año.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ