Corresponsal de Univisión pasa de testigo a investigada, fiscalía congela cuentas de dos extrabajadores de FVBCH

Nicaragua Imagen

Los ex trabajadores de la Fundación Violeta Barrios de Chamorro, Lourdes Arroliga y Guillermo Medrano denunciaron que el régimen de Daniel Ortega congeló sus cuentas bancarias, pese a que no hay ningún juicio abierto en su contra. La fiscalía notificó a Medrano, Arroliga y a la corresponsal de Univisión, María Lilly Delgado, que eran investigados por el supuesto “uso de fondos” en la investigación por el presunto delito de lavado de dinero contra la aspirante presidencial Cristiana Chamorro y la fundación.

“El día de ayer intenté hacer un pago en el supermercado y me estoy enterando que mi cuenta fue bloqueada, el artículo 88 del Código Procesal Penal establece que el Ministerio Público tiene que respetar la garantía establecida pero han hecho caso omiso a todo mandato legal, no entiendo por qué se congelan las cuentas si no se ha abierto un proceso judicial y el único que puede mandar a que se congelen las cuentas y el sigilo bancario es una autoridad judicial y no lo respondió”, dijo Arroliga. 

LEER MÁS: Fiscalía acusará a Cristiana Chamorro aunque EEUU diga que no hay lavado con sus fondos

Este viernes, el Ministerio Público los llamó en calidad de “entrevistas” pero al ingresar los fiscales Heidi Ramírez y Manuel Rugama les informaron que estaban como “imputados” por el supuesto “uso de fondos” en la investigación por el presunto delito de lavado de dinero contra la Fundación.

“Mi condición es por investigada por indicios contra la Fundación Violeta Barrios de Chamorro en el uso de fondos en la investigación de lavado de dinero, le solicité que dejará constancia del cambio, el Ministerio Público cita como entrevistados y nos pasa a indagados” expresó.

En una nota de prensa del 26 de mayo, la fiscalía comunicó que los testigos María Lilly Delgado, Lourdes Arroliga y Guillermo Medrano supuestamente “se negaron a declarar y colaborar”, pese a que los fiscales se negaron a que los citados ingresarán con sus abogados y que si lo hacían pasaban de testigos a imputados. 

“El Ministerio Público sacó una nota dicen que Lilly, Guillermo y yo nos negamos a colaborar con investigación eso completamente falso (...) Ustedes nos cambiaron técnicamente la condición a imputados nos negaron el derecho a entrar con abogado y todavía se negaron rotundamente a plasmar en el acta porque esa no es la finalidad de la entrevista, que la finalidad de la entrevista es entrevistarme para saber cuáles son las vinculaciones que yo tengo en este caso que se está levantando por lavado de dinero”, manifestó Arroliga. 

Delgado, Medrano y Arroliga se acogieron nuevamente al artículo 34 de la Constitución Política y no declararon por la arbitrariedad en el proceso.

Capacitar no es delito

Mientras, la periodista María Lilly Delgado aclaró que su vinculación con la Fundación ha sido como una capacitadora por la profesionalización de los medios de comunicación en la producción audiovisual y la ética periodística “Tengo más de 28 años de trayectoria en el periodismo y eso es de lo único que sé, yo no sé de malos manejos, yo no sé de lavado de dinero, a mi pregúntame del periodismo profesional de calidad, del periodismo que busca la excelencia y la ética periodística por esa trayectoria brinde capacitaciones puntuales”

SEGUIR LEYENDO: Oficina de Bachelet cree que bajan las posibilidades de unos comicios libres en Nicaragua

Para Delgado, capacitar no es un “delito”, pero agregó que los fiscales se negaron a informar por qué delito la investigan“ si esta fiscalía quiere criminalizar esto ese es su problema de ellos, pero no es un delito, me vi obligada nuevamente a abstenerme de declarar en base al artículo 34 de la Constitución en algo que es sumamente arbitrario, pregunté a la fiscal dígame por favor ¿de qué delitos me va investigar? respondió nosotros nos reservamos eso, cómo podemos hablar con alguien que no te dice ni siquiera porque delito, aunque estemos en la causa que estamos”

Guillermo Medrano calificó como un “show político” pretender utilizar a los extrabajadores en ese caso “lesiva, absurda, con todos los estándares internacionales, aquí estamos no quieren involucrar como ex trabajadores muy orgullosamente de la fundación, nos quieren involucrar en un show político, es un show que nada tenemos que ver, los nicaragüenses, organismos nacionales e internacionales reconocen la trayectoria de la Fundación Violeta, una organización intachable nos quieren utilizar como chivo expiatorio para amedrentarnos pero no lo van a conseguir”

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ