Ana Margarita no sufrió agresión afirma su madre Pinita Gurdián, tras visita en el Chipote

La madre de Ana Margarita Vijil, confirmó que su hija no fue agredida a como le habían informado, pero sí constató que la mantienen en celda aislada.
Cortesía

Tras una visita especial en el nuevo Chipote a su hija Ana Margarita Vijil, su madre, doña Pinita Gurdián constató que su hija no fue agredida a como le habían dicho en días anteriores. El pasado 30 de diciembre, Gurdián denunció ante el Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh) que su hija presuntamente sufrió agresión por un supuesto oficial de alto rango que habría ingresado en aparente estado de ebriedad a su celda.

La tarde del domingo dos de enero, al finalizar la visita especial que la dictadura autorizó a los presos políticos, al salir de las celdas de la Dirección Auxilio Judicial, doña Pinita leyó un comunicado en sus redes sociales en donde dijo que su hija no fue agredida y que la persona que les informó de dicha agresión lo hizo con la intención de causar zozobra entre la familia.

Lea: ¿Qué proyecta 2022 para las crisis en Nicaragua?

“Acabo de salir de la Dirección de Auxilio Judicial y con gran alivio y alegría les comunico que según lo que nos dijo, la agresión denunciada el día 30 de diciembre no tuvo lugar. Sin embargo, ella fue interrogada y filmada sin explicarle los hechos, mostrándole fotos de la conferencia de prensa”, dice parte del comunicado de doña Pinita Gurdián.

También explicó que saber de la denuncia hecha por su familia causó una gran conmoción en Ana Margarita. Pues la última información que había recibido sobre el estado de salud de su madre fue hace 45 días; es decir, en la tercera visita del 15 de noviembre. En ese momento Gurdián se encontraba en un estado grave, intubada y con ventilador.

“Ella considera que esta información fue aparentemente dirigida a generar angustia e incertidumbre a la familia”, dice el comunicado de la familia Vijil Gurdián.

Doña Pinita también constató que “los extensos interrogatorios continuos persisten” y que a su hija la mantienen en una celda aislada.

Incertidumbre sobre salud de Ana Margarita 

Tras 45 días de incertidumbre desde la tercera visita realizada a los presos políticos, la familia de Ana Margarita Vijil afirmó que seguirán denunciando los desmanes de la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo, quienes se han ensañado contra los presos políticos, a quienes continúan torturando sicológicamente.

Lea más: SOS por presos políticos, hospitalización de Hugo Torres enciende alarmas

“La denuncia pública es un derecho que en un contexto como el de Nicaragua debemos seguir resguardando. Ni familiares, ni las organizaciones nacionales e internacionales defensoras de derechos humanos; ni periodistas, ni la ciudadanía, podemos callar”, dice el comunicado divulgado por la familia Vijil Gurdián

En su comunicado, doña Pinita Gurdián confía en Dios de que la dictadura jamás atente contra la vida e integridad física de las personas privadas de libertad.

Lea también: Álvarez: “Solo con servicio podremos ser capaces de que nuestra Patria no se vaya al abismo”

“Damos gracias a Dios que la información, que no sabemos con qué intenciones se nos transmitió, no ha ocurrido… Esperamos que jamás se dé contra ninguna de las personas privadas de libertad en cualquiera de las cárceles y unidades policiales en todo el país”.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ