España otorga asilo político a 167 nicaragüenses

La cantidad de casos aprobados en 2019 refleja la gravedad de la crisis que atraviesa Nicaragua. En 2018 solo cuatro solicitudes fueron resueltas positivamente.

El 2019 fue otro año récord para los nicaragüenses que han llegado a España forzados por la represión desatada por el régimen Ortega-Murillo, a partir de abril de 2018. Esta vez, con la particularidad que no solo escalaron entre los principales demandantes de protección internacional, también figuran entre los grupos con más resoluciones positivas.

Datos del Ministerio del Interior brindados a Despacho 505, revelan que 167 solicitantes de asilo originarios de Nicaragua recibieron una resolución positiva en 2019.

La cifra refleja la gravedad de la crisis sociopolítica que atraviesa Nicaragua, ya que España tiene un historial de aprobaciones de asilo muy bajo. En 2018, por ejemplo, 1 de cada 4 peticiones de protección internacional fueron rechazadas; y en 2017 de 2 de cada 3 casos obtuvieron fallos desfavorables.

                                                      En números brutos, es un salto de 163 aprobaciones respecto a 2018, cuando el Interior solo dio su visto bueno a cuatro peticiones de asilo de ciudadanos de Nicaragua.

PRINCIPALES DEMANDANTE DE ASILO

Los nicaragüenses en España, también destacan en las cifras del Ministerio del Interior entre los principales demandantes de protección internacional, saltando del octavo al cuarto puesto de un año a otro.

En 2019 se recibió un total de 5,931 demandantes de asilo de origen nicaragüense, un promedio de 494 por mes. Las estadísticas reflejan que los principales demandantes son ciudadanos de entre 35 y 64 años.

“Las solicitudes de asilo de personas de Nicaragua han aumentado de manera exponencial”, reconoció a Despacho 505 María Jesús Vega, portavoz de la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur-España).

La funcionaria de Acnur-España manifestó que entre los demandantes han identificado  estudiantes universitarios, médicos, profesores, activistas de organizaciones de la sociedad y defensores de derechos humanos, que “cuando piden asilo es porque tienen un temor de persecución o porque su vida o integridad física están en peligro, porque hay un contexto de violencia o de inseguridad en el país. Esa es la razón general por la que la gente sale”. 

En 2018,  un total de 1,368 -784 hombres y 584 mujeres- tramitaron protección internacional ante las autoridades del país ibérico, fue un salto de 4,400% respecto a 2017 cuando apenas 31 personas se presentaron al Ministerio del Interior para presentar una petición de esa naturaleza.

EL EXILIO LATINO EN ESPAÑA

De acuerdo con los registros del Interior, los originarios de Venezuela (40,906), Colombia (29,363), Honduras (6,792), Nicaragua (5,931) y El Salvador (4,784) dominan la demanda de protección internacional en España, lo cual es reflejo de la realidad convulsión en la región a causa de la persecución política, la violencia, el crimen organizado y el deterioro de los derechos humanos.

En general, 7 de cada 10 peticiones de protección internacional en España provienen de América Latina, principalmente de países con conflictos, crisis políticas y económicas agravadas por sistemáticas violaciones de derechos de los ciudadanos.

La portavoz de Acnur-España dijO que la crisis sociopolítica que padece Nicaragua “es bastante conocida (en España), no se les escapa a las autoridades, se conoce con todo lo que ha habido, con los testimonios, la información de organizaciones de derechos humanos y saben que hay un desfile de personas que han estado en una situación de riesgo mayor”.

ACNUR estima que la cantidad de nicaragüenses que han salido del país roza los 90,000. La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) cifraba el éxodo en 80,000, con datos recabados hasta mayo pasado. 

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ