Discurso de “normalidad” del régimen sandinista “fracasa” con cancelación del 19 de julio

EFE

El analista político Enrique Sáenz consideró un “fracaso” que el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo ordenará la cancelación de las celebraciones del 19 de julio, así como las actividades conexas, pues su discurso de “normalidad” se derrumbó.

 

“Durante más de cuarenta años las celebraciones del 19 de julio y fechas conexas han sido un bastión, primero del sandinismo y después del orteguismo. Se han utilizado para mostrar fortaleza, animar a sus bases, intimidar a los adversarios. Millones y millones de dólares se han invertido a lo largo de los años en estas celebraciones con símbolos y propaganda, para mostrar que son una fuerza invencible”, opinó Sáenz.

Leer más: Mike Pompeo promete más presiones a dictador Daniel Ortega, tras sanciones a su hijo y testaferro

Según Sáenz, la hipocresía criminal del régimen sandinista quedó al desnudo dado que los actos donde se espera la comparecencia de Ortega son cancelados, pero no tienen escrúpulos en animar a sus seguidores a que realicen actividades presenciales a través de las diferentes alcaldías sandinistas.

 

“Constituye un fracaso del orteguismo, en toda la línea. La campaña de la normalidad, en que se han empeñado por meses, quedó al desnudo. No ha sido más que una sarta de mentiras” manifestó Sáenz, quien se preguntó, Si está la situación tan normal “¿Por qué cancelaron estas celebraciones que les deberían haber servido para mostrar precisamente la normalidad que pregonaban? También dejó al desnudo que la campaña sobre el control de la pandemia ha sido, igual, una sarta de mentiras. ¿Por qué Ortega y su familia no sacan la cabeza de su búnker en El Carmen?”, señaló.

Leer más: José Miguel Vivanco: sanciones a Juan Carlos Ortega Murillo "merece una celebración"

Para el analista, en política, hay que ganar hasta las pequeñas batallas. “Y esta, aunque parezca una batalla pequeña, no lo es. Es una batalla que golpea una de las fortalezas del adversario que es  la confianza en el dictador de quienes le siguen. Así que a darle todos, cada uno puede hacerlo, de acuerdo a sus propias posibilidades y en su propio entorno. Y esta campaña da para varios días. No se limita al 19 de julio. El piquete de una avispa en un dedo produce hinchazón y dolor, pero nada más. El piquete de cien, de mil avispas, acaba con cualquiera”, refirió.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ