Noticias NicaraguaPolíticaNicaragüenses serán el gran perdedor en "guerra diplomática" que impulsa la dictadura contra EEUU y Europa

Nicaragüenses serán el gran perdedor en "guerra diplomática" que impulsa la dictadura contra EEUU y Europa

El analista y exdiplomático Guillermo Belt considera que EEUU podría bajar de rango sus relaciones diplomáticas con Nicaragua y dejarlas a nivel de encargado de negocios
guillermo belt exasesor en oea
Guillermo Belt, exasesor de la OEA.
Captura de pantalla

La "guerra diplomática" que impulsa la dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo contra Estados Unidos y la Unión Europea solo traerá pérdidas para el pueblo de Nicaragua, mientras los dictadores, su familia y allegados buscan su propia seguridad con Rusia y China, opinan analistas consultados por 100% Noticias.

En los últimos días, la dictadura Ortega-Murillo ha escalado sus roces con la comunidad internacional en la arena diplomática, principalmente contra Estados Unidos, a quién le negó el reconocimiento al nuevo embajador nombrado por la administración Biden y ratificado por el congreso de ese país.

Además la escalada diplomática incluyó la declaración de non grata y expulsión de la embajadora de la Unión Europea Bettina Muscheidt y para radicalizar más el ambiente de tensiones,  el dictador Orgtega anunció este viernes la ruptura de relaciones diplomáticas con el Reino de los Países Bajos (Holanda), cuyo anuncio fue acompañado de un agresivo ataque contra la embajadora concurrente para Nicaragua de ese país, Marie-Chrístine Théodore Thérése Pirenne. La embajada de Holanda cerró sus oficinas en Nicaragua desde el 2013 y ahora mantiene su sede en  Costa Rica.

Esa escalada diplomática contra los EEUU y la Unión Europea, según Arturo McFields, exembajador de Nicaragua ante la Organización de Estados Americanos (OEA) y Gullermo Belt, exasesor de esa misma instancia internacional, tendrá serias repercusiones que podrían ir desde más sanciones hasta bajar de nivel las relaciones diplomáticas, en el caso de Estados Unidos.

Recomienda a EEUU bajar de nivel relaciones diplomáticas

El exasesor de la OEA Guillermo Belt, dijo a 100% Noticias que en medio de las tensiones resulta muy difícil prever cuál será la reacción de la UE tras la ruptura diplomática con Holanda y la declaración de persona non grata a la embajadora de esa agrupación de estados "porque hemos visto en las últimas horas, (que) el régimen de Nicaragua ha adoptado medidas muy inamistosas, muy fuertes".

"Yo creo que alguna reacción tendrá que venir de parte de la UE, donde sabemos que el Parlamento Europeo ha pedido en reiteradas ocasiones la aplicación de la carta democrática que conlleva la suspensión de buena parte o toda la ayuda que la UE le presta a Nicaragua hace muchos años", advirtió el veterano diplomático.

Con respecto a EU, señaló que también es difícil predecir qué reacción tendría esa nación. Opina que de momento la diplomacia norteamericana no han hecho movimientos con el actual embajador en Nicaragua Kevin Sullivan.

"Pensé que una medida (de EEUU) podría ser mover al embajador Sillivan a otro puesto dado que ya está en tiempo según las normas del servicio exterior de EEUU. Me parecía a mí que sería conveniente que hubieran trasladado al embajador Sullivan a otra parte y dejaran a la ministra consejera en calidad de encargada de negocios", recomendó el analista internacional.

A su criterio,  la actual ministra consejera de la Embajada de EEUU en Nicaragua, Carla Fleharty, es una persona de altas calificaciones en el servicio diplomático de su país. Además, subraya que fue designada para ese puesto recientemente (el primero de septiembre).

"Hay una persona eminentemente capacitada para manejar las relaciones diplomáticas con Nicaragua y esa maniobra es una clara muestra de desagrado ante la postura tomada por al régimen de Ortega que recientemente reafirmó que no permitirán la llegada al país para asumir su cargo al nuevo embajador nombrado y ratificado por el Congreso Hugo Rodríguez", refirió Belt.

Ortega busca su seguridad con Rusia y China

En tanto, para el exembajador de Nicaragua ante la OEA, Arturo McFields, la dictadura no quiere tener embajador de Estados Unidos, eso lo ha ratificado una (Rosario) Murillo "enfurecida: Aquí no entra Hugo Rodríguez".

McFields le recuerda a la dictadura que Estados Unidos es el comprador de casi 60% de exportaciones desde Nicaragua mientras que  China y Rusia no llegan ni al 8% entre ambos. "La locura de la dictadura traerá desempleo y hambre al pueblo", critica el exdiplomático.

Asimismo, el exembajador señala que mientras Ortega en Nicaragua se radicaliza, la dictadura de Cuba pide ayuda de emergencia a EEUU y Venezuela libera a 7 estadounidenses "injustamente detenidos".

"Creo que Ortega está optando por una radicalización de sus posturas; una estrategia de seguridad para él, su familia y sus allegados, al tiempo que gesta una relación parasitaria con los rusos. En realidad no le interesa el bienestar del pueblo de Nicaragua sino su propia seguridad y por eso se está plegando a China y Rusia", analiza McFields.

Agrega que esa estrategia de plegarse a la política exterior de Rusia "de manera parasitaria" quedó evidenciada en la reciente Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas (ONU) en la que trataron de impedir la intervención del presidente de Ucrania,Volodímir Zelenski.

En esa oportunidad el régimen de Ortega, que tanto reclama soberanía y respeto a su política exterior, se unió a Rusia y otros 5 países para tratar de impedir que el presidente ucraniano interviniera en la Asamblea General de la ONU.

McFields cree que esa estrategia de política exterior de Ortega, subordinádose a Rusia y China "quizá le pueda dar resultados pero solo para su propia seguridad, la de su familia y principales allegados".

Asimismo, el exdiplomático no descarta que en medio de la escalada antieuropea y antiestadounidense de la dictadura, en los próximos días anuncien la ruptura de relaciones diplomáticas con otro país europeo.

El razonamiento de los analistas apunta la importancia de EEUU y la UE para las exportaciones nicaragüenses. Según el Banco Central de Nicaragua, Estados Unidos exporta hacia Nicaragua más del 65 por ciento del petróleo y sus derivados que se consume en el país centroamericano. Además ese país es destino de más del 60 por ciento de las exportaciones nicaragüenses en general. Eso muestra la importancia del mercado norteamericano para la economía nacional y por tanto, las buenas relaciones diplomáticas son de vital importancia.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ