Opinión: ¿por qué encarcelaron a Alex Hernández?

CONFIDENCIAL

La pregunta de por qué encarcelaron a Alex no es compleja de responder, pero sí es dolorosa para quienes le conocimos, no desde un punto de vista personal, sus costumbres, sus gustos o su manera de vivir, eso pasa a segundo o tercer plano cuando analizamos su trabajo por la causa. En este escrito breve, pretendo responder esa pregunta que me han hecho varias veces algunos desinformados, porque parece que Alex hiciera contraste al compartir jornada carcelaria con personas de tan alto nivel político como Felix, Medardo o el mismo Dr. Pallais, este último es veterano político y liberal de cepa.

Partimos de lo que ya sabemos. Alex Hernández un joven de Catarina que participó de las protestas cívicas del 2018, un joven que estuvo preso en 2018 y al salir se fue algunos meses al exilio en Costa Rica, al volver del exilio y antes de hacerlo de hecho se integra a UNAB. Ya era parte de UPPN y se pone en sintonía rápidamente con el quehacer político y el activismo que caracteriza a los miembros de la Unidad Nacional (UNAB).}

Lea Además: Embajador de Uruguay a Ortega: “mire señor, sabemos claramente que usted es un dictador”

Alex Hernández no sólo participó de la mayoría o todos los piquetes de protesta en exigencia por la liberación de los presos políticos, sino que se dispuso a trabajar desde la Coalición Nacional en la organización territorial, era apreciado por muchos liderazgos territoriales, tenía esa capacidad de poder conversar con cualquiera acerca del trabajo por hacer y el deber ya cumplido.

                                                        

Alex asumió la Coordinación Rotativa de la Comisión de Organización Territorial de la Coalición Nacional después de ser electo miembro del Consejo Político de la UNAB, desde ahí atendió la solicitud de integración del GREX al pleno de la Coalición Nacional, fue Alex quien se dispuso a ser puente y no pared para que esto fuese posible, a pesar de que en la Comisión de Organización habían personas que no querían nuestra integración y que casualmente estas personas son las que mantienen un silencio terrible ahora. Alex vio más allá de los celos políticos y puso en práctica su espíritu unitario, cumplió con su rol como Coordinador Rotativo y defendió a lo interno la decisión política de nuestra integración, esto fue respaldado por otras figuras y voces importantes a lo interno, como Miguel Mora, Tamara Dávila Rivas  José Bernard Pallais Arana, Violeta Granera y Medardo Mairena Sequeira quienes no abrazaron el sectarismo grosero como su normativa de trabajo.

Alex formó parte y fue promotor de la mesa de trabajo entre Coalición Nacional y las diferentes organizaciones de familiares de presos políticos en el país, con todas ellas en algún nivel tenía comunicación y se sumaba a la preocupación para que todos y todas fueran liberados.

Alex participó en prácticamente todas las conferencias de prensa de la Coalición Nacional, en muchas de ellas asumió el rol de dirigirse a la población y demostró nivel y coherencia. Es un hombre con muchas virtudes políticas y mucha capacidad de crear consenso, no recuerdo haber tenido ni una sola confrontación con él y menos contradicción, sí recuerdo haber acumulado algunas horas hablando de política con él y reflexionábamos del escenario tan difícil que deberíamos asumir, siempre compartimos la idea de quedarnos y asumir lo que sea. Alex cumplió y está cumpliendo lo que decía, se negó a salir del país y no callaba ante la dictadura.

Aquí es donde empezamos a ver con claridad el nivel en el que podemos ubicar a Alex Hernández, unificando discurso y criterio con otras figuras de la vida política nacional, hoy presas también. Él apostó a la denuncia y no al silencio cuando secuestraron a miembros de su organización, optó Alex por el trabajo en equipo y no el individual, prefirió Alex no dejarse dominar por el pánico y se aferró a la idea de que la tarea no la cumplimos solo con ir a piquetes o  haber estado preso y ya, se comprometió con la organización con el pueblo, visitó departamentos y municipios para mantener la Coalición Nacional. Apesar de la crisis, estuvo ahí para dar la cara en los medios de comunicación en momentos donde nadie más lo hace porque es un claro y directo desafío a la dictadura. 

En conclusión, Alex no se merece estar en donde está, todo lo anterior son las razones que el gobierno tuvo para encerrarlo, Alex debería estar libre a como lo están sus críticos y detractores, los que señalan sin ser capaces de emular a Alex, sin embargo no me cabe duda que el gobierno en su estrategia de desmontar la oposición se llevó a un hombre valioso que se codea con cualquiera de los demás que están ahí. sin lugar a dudas tenía que ser un excarcelado y de Catarina, tenía que ser el que nos hiciera sentir orgullosos como sector. Alex hace falta, Alex no se limitó a su excarcelación.

 Alex asumió con responsabilidad la tarea encomendada y se quedó a defender su organización UNAB y exigir la libertad de sus integrantes a como exigió la libertad de todos los presos y presas políticas desde los piquetes, pintas y afiches en Managua.

LEER MÁS: Eurodiputado: “¿De qué servirán las acciones europeas el día después del fraude electoral?” en Nicaragua

Haces falta hermano, a pulso limpio te ganaste mi respeto y el de muchos nicaragüense, gracias por tu sacrificio en la cárcel nuevamente, demandaremos tu libertad junto a la de todos y todas, hasta las últimas consecuencias.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ