Noticias NicaraguaMigraciónAlejandra Centeno, estudiante nicaragüense expulsada de UNAN a punto de graduarse en España

Alejandra Centeno, estudiante nicaragüense expulsada de UNAN a punto de graduarse en España

En el año 2020 Centeno ganó una beca para culminar su carrera en la Universidad Loyola Andalucía
Cordopolis

A la joven nicaragüense Alejandra María Centeno de 23 años le faltaba un año para culminar sus estudios de la carrera de Ciencias Políticas y Relaciones Internacionales cuando fue expulsada de la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN-Managua) por participar en las protestas cívicas de 2018. Ahora está a punto de graduarse, pero tiene un sueño que “no puede cumplir sola”, ese sueño es que su madre y hermano estén presentes en su graduación. 

A través de un video, Centeno compartió que está terminando la carrera de Relaciones Internacionales en la Universidad Loyola Andalucía en Sevilla, España y espera que su madre y hermano puedan acompañarla en la ceremonia de graduación, por eso impulsa una campaña de recaudación de fondos en GoFundMe.

LEER MÁS: Suman cien familias de presos políticos que apoyan diálogo para su liberación

“Estoy grabando este video porque tengo un sueño que no puedo cumplir yo sola, estoy a punto de graduarme y mi sueño es que mi madre y mi hermano puedan acompañarme en este momento. Yo y algunos amigos que me han apoyado y han creído en esta idea creemos que a través de un GoFundMe en el que no haya cantidad grande ni pequeña de colaboración podemos lograr los recursos necesarios para que mi hermanito y mi mamá me acompañen en este momento tan especial”, explica

En 2018, Centeno fue una de las estudiantes expulsadas de la UNAN, en ese momento sus sueños y esperanzas se vinieron cuesta abajo. 

Me expulsaron injustamente por defender y protestar en favor de los derechos humanos, la justicia y la democracia debido a mi continua protesta en más de una ocasión mi familia y yo vivimos situaciones de asedio y persecución, incluso en el 2019 el frente sandinista amenazó con quemar nuestra casa de habitación estando nosotros dentro. Desde entonces ni mi familia ni yo vivimos en nuestra propia casa” informó

Oportunidades

En el año 2020 Centeno ganó una beca para culminar su carrera en la Universidad Loyola Andalucía junto a una beca de estancia por la fundación estadounidense “Niñas Arriba”

SEGUIR LEYENDO: Cardenal Leopoldo Brenes: diálogo en Nicaragua debe interesar a "las dos partes"

“Ese año lo viví con mucha esperanza y con mucha pesadumbre al mismo tiempo, esperanza porque se presentaba la oportunidad inigualable de retomar mis estudios y concluir la carrera, pero con una tristeza profunda porque sabía que tenía que abandonar mi país, mi familia, mis amigos, mi movimiento estudiantil, mi vida” indicó

 

En este sentido, la joven nicaragüense apela a todos aquellos que quieran ayudarla a cumplir sus sueños “me gustaría poder contar con la presencia de mi familia, para mí es muy importante porque son mi mayor motivación, son músculos profundos con la vida, son la razón por la que luchó por cambiar las cosas que en Nicaragua no podemos aceptar. En segundo lugar porque creo que esto es algo grandioso y muy importante para ellos, mi papá siempre ha dicho que si hay algo que nos van a dejar cuando partan es la educación, la oportunidad de educarnos y el crecer”

LEER MÁS: Ned Price: Daniel Ortega no tiene interés en "negociación" para restablecer democracia

Centeno expresó que graduarse es un sueño familiar, pues cuando fue expulsada las posibilidades de una vida mejor se pusieron en riesgo “con más esfuerzo y cruzando el charco lo logramos y ahora deseo profundamente decirle a mi mamá cuando me esté graduando, lo hicimos bien, lo hicimos bien mamá, de todo corazón agradezco un montón su ayuda, que sin duda y sin importar la cantidad significa un montón pero me quieres prometo que cuando venga mi familia voy a compartir con ustedes este momento a través de fotos”

Los billetes desde Nicaragua hasta Córdoba tienen un precio de 1.500 euros cada uno. Un precio, que a pesar de que ha estado trabajando en pequeños trabajos para poder ahorrar, se le escapa de las manos.

De momento, las esperanzas de Alejandra de que su familia esté presente en el acto han aumentado, después de iniciar la recaudación ya cuenta con 2.619 dólares de los 3.000 que necesita para traer a su familia desde Nicaragua.

Tras estas protestas, Alejandra y otros 83 estudiantes fueron expulsados de la Universidad.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ