Asamblea Nacional condecoran a trabajadores de la salud y callan ante despidos y personal que murió por COVID-19

Diputados sandinistas entregaron la Medalla de Honor Asamblea Nacional a trabajadores de la salud que han estado en la primera línea de batalla frente al COVID-19 en el país.

En la sesión especial participaron la Doctora Martha Reyes, Ministra de Salud, Carlos Sáenz, Secretario General del MINSA, Carolina Dávila, Asesora Presidencial para temas de salud y la sancionada Sonia Castro, ex ministra de salud y ahora asesora presidencial. Entre el grupo de médicos estaban Enrique Beteta, Natalia Fonseca, Virginia García, Mario Zapata, Ivonne Calero, Francisco Somarriba, Eduardo Castillo, Catherina Lanzas y Josué Espinoza.

Leer más: Entrega de medallas a personal de salud será una “celebración sectaria político partidaria” califican médicos

La diputada sandinista Gloria Raquel Dixon, Primera Secretaria Asamblea Nacional expresó “la Asamblea Nacional reconoce la ardua labor heroica que realizan el gremio de los trabajadores de la salud frente a la lucha contra la pandemia COVID-19 y todas las enfermedades, respondiendo con dedicación, esfuerzo, atención humanizada, cariño, compromiso y labor patriótica al cuido, recuperación y bienestar de todo el pueblo nicaragüense”, afirmó.

Leer más: Daniel Ortega busca sangrar a nicaragüenses con supuesta producción de vacuna covid-19 y su distribución, alertan expertos

En el acto, la médico internista e intensivista Natalia Fonseca dirigió unas palabras en nombre del personal médico nicaragüense “en nombre de todos mis compañeros de trabajo ha sido un honor trabajar para el pueblo(...) Cuando empezamos esta lucha sabíamos que iba a ser muy agotador, pero jamás me imaginé el placer que iba a sentir que había una persona viva porque había un grupo que había trabajado, muchas decepciones porque como ustedes saben es una enfermedad muy compleja. En Europa tenía una enorme mortalidad, nosotros no podíamos esperar que iba a ser muy distinto, pero sabíamos que íbamos a luchar por cada paciente. Compromiso con el pueblo, personas que no estén poniendo condiciones para ayudar al pueblo y que tengan conexión y que no esté esperando algo a cambio, esos son los que estamos y los que nos quedamos y vamos a seguir”, manifestó Fonseca, quien no se refirió en ningún momento al personal médico que murió por el virus.

El sancionado diputado sandinista Gustavo Porras dijo “momento para recordar a nuestros compañeros caídos en cualquier circunstancia, esta es la lucha de hoy”. Al mismo tiempo, Porras rechazó que la atención pública sea politizada “estos compañeros actúan para salvar vidas y eso es verdad. Ustedes no están preguntando color político, referencias religiosas, ustedes actúan para salvar vidas y así deben de seguir haciéndolo”, manifestó.

“Ninguno de nosotros pregunta ¿por quién vas a votar? ¿por quién votaste?, ninguno de los trabajadores de la salud, lo que busca es salvar la vida, lo primero que pregunta ¿signos vitales?”, insistió Porras. Sin embargo, en el marco de la insurrección cívica en 2018, la dictadura Ortega Murillo a través del Minsa negó la atención médica a ciudadanos opositores.

Leer más: COSEP denuncia “voracidad recaudatoria” del régimen Ortega-Murillo

Porras concluyó "un demonio estaba rezando que se nos rebasaran los hospitales, nosotros estábamos ocupados trabajando,  preocupados por trabajar y seguimos trabajando y vamos a seguir trabajando, no somos triunfalista".

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ