Cardenal Brenes: Obispos evaluarían participación en tercer diálogo con Daniel Ortega

Jerarca católico asegura que no han recibido ninguna invitación de diálogo de ningún sector y expresa que la Iglesia católica siempre ha creído que el diálogo sincero es la solución a todos los conflictos.

La participación de la Iglesia católica en un diálogo para buscar solución a la crisis que vive Nicaragua desde hace muchos años, pero que se intensificó en abril de 2018, estaría siendo evaluada, aseguró el presidente de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN), cardenal Leopoldo Brenes Solórzano.

“No tenemos ningún contacto con el gobierno, ni hemos hemos sido contactado por ningún sector para abordar tema de diálogo. Yo estos días he conversado con todos los obispos y ninguno me ha referido sobre el tema; en realidad, yo tampoco he sabido de alguna organización de diálogo de parte de ningún sector”, expresó el máximo jerarca de la Iglesia católica en Nicaragua.

En relación a la posibilidad de que se organice un tercer diálogo en el país y se invitara a los obispos para ser mediadores, el también Arzobispo Metropolitano, tiene su posición. “Bueno de darse la posibilidad de que se convoque a un diálogo y nos invitaran, nosotros los obispos tomamos decisiones colegiadas, por lo que evaluaríamos nuestra participación”, sostuvo el cardenal Brenes al diario digital Portavoz Ciudadano.

PUEDE LEER: Más de 11.357 casos reporta observatorio del covid-19 en Nicaragua

En los últimos días se ha corrido el rumor que sectores empresariales y el gobierno de Ortega han mandado emisarios a los obispos con la idea de un posible diálogo para encontrar caminos de entendimiento y superar la crisis político social que vive el país, la cual se ha deteriorado ante un estado policial de facto que ha secuestrado todos los derechos constitucionales.

“Te digo, son rumores, son bolas como tantas bolas que circulan en el país. Siempre la Iglesia católica ha apostado al diálogo, pero hasta hoy son bolas, no sabemos nada de eso”, precisó el Arzobispo de Managua.

                               

Cabe recordar que en la crisis que estalló en abril de 2018, el mismo Ortega acorralado por la protesta ciudadana que le pedía su salida del poder, invitó a la Iglesia católica como mediadora, pero como le plantearon, adelanto de elecciones, los acusó de conspirar y de estar involucrados en un supuesto golpe de estado.

SIGA LEYENDO: Retienen a expresidente Zelaya en aeropuerto de Honduras por llevar 18 mil dólares en maleta

Desde entonces, las relaciones entre el gobierno y la Iglesia no son cordiales ante los señalamientos de Ortega y la arremetida del caudillo contra los obispos que se extendió al asedio de parroquias, sacerdotes y obispos.

Un reporte de Portavoz Ciudadano

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ