Noticias NicaraguaNacionalesPapa Francisco está super informado sobre Nicaragua, dice Rodrigo Guerra Secretario del Pontificio

Papa Francisco está super informado sobre Nicaragua, dice Rodrigo Guerra Secretario del Pontificio

"A mí no me extrañaría que después del encarcelamiento del obispo Rolando Álvarez, a lo mejor el domingo (cuando presidirá el Ángelus) el Papa nos regale algún primer comentario" dijo el asesor del papa para temas de América Latina
papa Francisco en el Vaticano
Papa Francisco en el Vaticano.
EFE

Rodrigo Guerra, secretario del Pontificio Consejo para América Latina aseguró a Aleteia, que "el papa Francisco está súper enterado de todos los acontecimientos que ocurren en Nicaragua". Y tanto él como el Cardenal Leopoldo Brenes, también parte del grupo de personalidades institucionales de dicho Consejo, buscan encontrar una solución a la situación de Monseñor Rolando Álvarez. 

Guerra reaccionó a la detención de Monseñor Álvarez ejecutada por la policía sandinista bajo el mando de Daniel Ortega y Rosario Murillo quienes usurpan la presidencia de Nicaragua.

"Atentos al silencio orante del Papa, que nunca es un silencio apático, sino es el silencio de un pastor que vela por su pueblo antes que por las posiciones ideológicas" expresó Guerra. 

Indicó que "Un silencio papal no significa inactividad o falta de decisión, no, nada de eso; significa que se están trabajando en otros planos. Y en el momento en que el Santo Padre vea prudente, por supuesto, tendrá una intervención", aseguró quien asesora al papa en temas de América Latina.

LEER MÁS: Policía en Nicaragua secuestra a Monseñor Rolando Álvarez, lo sustrae de curia episcopal

Este silencio incluso se puede romper el próximo domingo cuando el Papa tiene la oportunidad de expresarse en la oración del Ángelus. 

"A mí no me extrañaría que después del encarcelamiento del obispo Rolando Álvarez, a lo mejor el domingo (cuando presidirá el Ángelus) el Papa nos regale algún primer comentario. No me extrañaría. Pero, eso es el tema exterior. La Santa Sede, principalmente trabaja en la diplomacia discreta". 

El régimen de Daniel Ortega expulsó al Nuncio apostólico Waldemar Stanislaw Sommertag y quien ahora ha sido delegado para tener una "operación diplomática" es el cardenal Leopoldo Brenes, dijo.

“En Nicaragua no hay nuncio apostólico, pero la operación diplomática con su equivalente está en curso a través del cardenal Brenes y de algunas otras personas, me incluyo. Estamos metidos en el asunto”.

Ante el escenario "complicado" Guerra hizo ver a quienes "creen que la valentía se identifica con el híper protagonismo y la exaltación" deben ver que "aquí hay, ante todo, que estar preocupados porque el pueblo no resulte sacrificado o lastimado. Y una declaración exaltada en estos contextos fácilmente puede derivar a consecuencias indeseables”, respondió sobre las críticas ante el silencio. 

Aleteita también consultó al asesor del papa en temas de Latinoamérica sobre la carta de 26 expresidentes enviada al papa donde le pedían que tuviera una "firme postura" para defender la libertad religiosa en Nicaragua.  

"Sí. Ellos creen que la política se hace principalmente través del discurso y que si no hay una declaración pública del Papa es que la Santa Sede está abandonando a los obispos nicaragüenses o está volviéndose cómplice de las dictaduras. No, no es así”. E insiste en el trabajo diplomático de la Santa Sede a varios niveles: “Que el Papa en particular no se pronuncie públicamente, no significa que no exista seguimiento, atención, cuidado y trabajo”. 

Los episcopados de Latinoamérica se han pronunciado durante estos 15 días de secuestro en la curia de matagalpa de Monseñor Rolando Álvarez y también hoy que se dio la sustracción del palacio episcopal y fue trasladado a Managua a otra casa bajo "resguardo domiciliar" según la policía, mientras los otros sacerdotes, seminarista y camarógrafo fueron llevados al Chipote. 

“Si en parte los episcopados ya muestran la preocupación de la Iglesia sobre la situación y son parte también de la acción que la Iglesia y la Santa Sede anima a que se den. Lo importante es que todos, episcopado, fieles, laicos, analistas, observadores, actores y busquemos que el pueblo no sea sacrificado, no sea lastimado. Entonces hay que ser muy cuidadosos en los comentarios”.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ