Ortega carnetiza a militantes del FSLN al mejor estilo de Somoza

Como en los tiempos de Somoza, los nicaragüenses vuelven a vivir el proceso de carnetización ahora como militante sandinista. Daniel Ortega ha acelerado el procedimiento para actualizar los datos de simpatizantes, luego de casi seis meses de crisis sociopolítica.

Para el sociólogo Cirilo Otero, esta acción es una muestra más de desesperación porque “está tratando de demostrar (Ortega) que hay una cantidad enorme de nicaragüenses que son parte de su partido” ante el público internacional.

La última encuesta realizada por el grupo de Estrategia, Consultoría e Investigación en Latinoamérica, CID Gallup, mostró a finales de septiembre que Ortega ha bajado la cantidad de simpatizantes, obteniendo un 23% por ciento de preferencia ante el 67% de nicaragüenses que dicen no tener ningún favoritismo por un partido político.

El sociólogo Otero explica que Ortega expone dos rutas con el método de carnetizar: una es asegurarse el número de militantes y otra, proyectar o mejorar la imagen en el campo internacional, luego de que países extranjeros y organismos de derechos humanos denunciaran la represión que ha desatado contra el pueblo de Nicaragua.

Ficha de militancia.

Miedo a represalias

Cirilo Otero mencionó el caso de las personas que se sienten amenazadas o temerosas de ser llamados traidores por desistir del partido, y dijo que “la población es inteligente”, refiriéndose al contexto de crisis que atraviesa el país. “Tomar esos carnets bajo presión es importante por todo tipo de servicio público, pero lo más importante es la conciencia de cada quien”, reflexionó.  

“Estamos en unos tiempos más diferentes (que al de Somoza) que han transformado los medios de comunicación y redes sociales, informado que las personas están bajo presión”, agregó.

LEE TAMBIÉN: CONTUNDENTE RECHAZO HACIA ORTEGA INDICA ENCUESTA DE ÉTICA Y TRANSPARENCIA