Monseñor Silvio Fonseca: La Iglesia ha visto pasar el funeral de sus enemigos

Monseñor Silvio Fonseca
Daliana Ocaña

Monseñor Silvio Fonseca, vicario de la familia de la Arquidiócesis de Managua, señaló que “la Iglesia ha visto pasar el funeral de sus enemigos, pero ningún enemigo ha visto pasar el funeral de la Iglesia”, en referencia a los ataques que ha recibido la Iglesia católica por parte del régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo.

Las declaraciones de Fonseca surgen luego del discurso de Ortega el pasado lunes en el que acuso a los obispos de “terroristas y criminales”.

“La Iglesia está acostumbrada a las persecuciones desde hace 21 siglos, no es el primero ni el último que nos ofende y nos persigue… Como ustedes han oído la iglesia ha visto pasar el funeral de sus enemigos, pero ningún enemigo ha visto pasar el funeral de la Iglesia porque ella existe por los siglos de los siglos”, dijo monseñor.

Sobre Ortega manifestó que “hay personas que no valen la pena” y que sus señalamientos a los obispos son falsos.

“Hay cosas y hay personas que no valen la pena, ni siquiera mencionarlas. Es el pueblo católico el que se siente ofendido con esos señalamientos que todos sabemos que no se ajustan a la verdad. Los obispos de Nicaragua seguirán siendo fiel a su pueblo y sobre todo en los momentos más críticos. Aquí el diálogo es la solución a nuestros problemas, esto no se va a resolver ni con balas, ni con marchas… Aquí en Nicaragua la violencia no tiene futuro”, comentó.

Asimismo, se refirió a las acusaciones contra 100% Noticias, las que calificó que están fuera de la realidad y que no se puede vivir con la boca cerrada en este país.

“No se puede silenciar lo que está pasando porque el pueblo tiene derecho a ser informado de todo lo que sucede a nuestro alrededor… Se está llegando a niveles de peligrosidad tanto para la paz, como para la integridad física de las personas. 100% Noticias a estado informando a la ciudadanía en momentos muy difíciles que todos tenemos la memoria histórica, es grave lo que hoy se quiere tipificar como el odio, porque eso es una expresión mal intencionada que cualquiera puede ser acusado no solamente un medio de comunicación social. Hemos llegado a situaciones donde se ha perdido la razón porque cualquier expresión puede ser calificada como odio, es decir va a vivir usted en este país con la boca callada”, expresó.

El religioso hizo un llamado a las autoridades a la sensatez, “esta situación nos está llevando a una tensión cada vez más aguda en el país y no nos conviene a nadie”.

“Quisiera pedir a las autoridades y a todos los que tienen esta responsabilidad en el país de que revisen lo que se está haciendo y que cese estos fenómenos que se están dando… Esas señales no nos van a convenir de ninguna manera a este país que quiere vivir en paz, libertad y justicia”, agregó.