Noticias NicaraguaPolíticaEE. UU. condena presencia de iraní acusado de terrorismo: “la democracia no puede ver a otro lado”

EE. UU. condena presencia de iraní acusado de terrorismo: “la democracia no puede ver a otro lado”

Brian Nichols, subsecretario de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental de Estados Unidos, condenó la presencia del iraní Moshen Rezai en Nicaragua, quien asistió a la ilegítima toma de posesión del dictador Daniel Ortega.
Tomada de El 19 Digital

Este viernes 14 de enero, el subsecretario de Estado para Asuntos del Hemisferio Occidental de Estados Unidos, Brian Nichols, condenó la presencia del viceministro iraní Mohsen Rezai en Nicaragua durante la reasunción de Daniel Ortega.

“Las democracias en nuestro hemisferio no pueden darse el lujo de mirar hacia otro lado mientras Ortega-Murillo socava la democracia y la seguridad regional”, condenó

Lea: Ortega destituye a su ministro asesor para políticas y asuntos exteriores

“En su ‘inauguración’, Ortega-Murillo estuvo acompañado en el escenario por Díaz Canel, Maduro y Mohsen Rezaei, un iraní implicado en el atentado a la AMIA en Argentina”, dijo Nichols a través de su cuenta en Twitter.

A Mohsen Rezai se le acusa en Argentina de estar vinculado al atentado terrorista de un centro judío de la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), en Buenos Aires que causó la muerte de 85 personas en 1994.

Por su parte el gobierno argentino se sumó a la ola de condenas por la presencia del funcionario iraní mediante un comunicado de la cancillería el 11 de enero.

 Lea más: Campesinos de Nicaragua emigran con sus hijos, los pueblos se quedan sin niños y jóvenes

Asimismo, la directiva de la AMIA reclamó al presidente argentino Alberto Fernández que el embajador Daniel Capitanich fue el único representante del país que participó de la ceremonia y además de avalar a Ortega no se retiró tras ver a Mohsen Rezai. 

Las criticas le llegan desde su país al embajador argentino en Managua, distintos funcionarios han pedido que Daniel Capitanich sea removido del cargo por la lentitud para reaccionar ante lo ocurrido.

Por su parte, el ministro de Seguridad de Argentina, Aníbal Fernández, calificó como “un espanto” el incidente.

Entre tanto, la portavoz presidencial argentina, Gabriela Cerruti, justificó al embajador Capitanich. 

Lea también: Aumenta demanda de uniformes escolares en el mercado Oriental

“Era difícil prever que esta situación iba a suceder”, dijo en su intento de explicar que “el embajador no sabía que estaba, no le conocía la cara a esta persona, no estaba en la misma habitación y se enteró hasta el día siguiente, por la publicación de algunos diarios”.

Rezai era para el momento del atentado en la AMIA comandante de la guardia revolucionaria iraní y es acusado por la justicia argentina de tomar la decisión y planificación contra el centro judío junto a otros funcionarios de su país.

Argentina tiene una comunidad judía de alrededor de 300 mil miembros, convirtiéndose en la más grande de América Latina.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ