Migrante nicaragüense cruza el río Bravo y pide ser filmado para tranquilizar a su familia

Este domingo el nicaragüense Frankilin Rodríguez de 29 años cruzó el río Bravo después de dos meses de haber emprendido un viaje irregular con destino a Estados Unidos.

Cuando Rodríguez abandonó el Nicaragua su esposa estaba embarazada y hace quince días nació su tercera hija a quien solo conoce a través de una pantalla de celular. 

Además de privarse de estar presente en el nacimiento de su hija, este migrante denunció que también ha soportado sed, hambre y dos veces ha sido secuestrado en México.

LEER MÁS: Migrante nicaragüense de 27 años fallece por presunto paro cardíaco en Estados Unidos
 

A través de la página de Facebook Impacto Visión Noticias que transmite en vivo la crisis migratoria desde la frontera norte de México en la ciudad de Piedras Negras, Franklin Gutiérrez aseguró que su propósito desde que migró del país fue cruzar a territorio estadounidense para ayudar a su familia.

De acuerdo con la transmisión de ocho minutos aproximadamente la esposa de Rodríguez de nombre Ashlee se comunicó para que filmaran el momento preciso que cruzara el río Bravo. “Que tu familia vea que vas a cruzar bien y no te va a pasar nada”, le dijo el reportero a Franklin minutos antes de abandonar México.
 

“Amigo mi obligación es decirte que no te cruces porque son aguas peligrosas, pero, aunque nosotros le digamos a la gente, me imagino que ustedes ya tienen su decisión tomada”, insistió el reportero, pero no logró hacer dudar al nicaragüense.

Franklin cargaba un celular, documentos y su billetera. Aprovechó el momento para enviar un mensaje a sus compatriotas que está considerando emigrar a Estados Unidos. “Para mí ha sido demasiado difícil, casi dos meses, pero luchen con un propósito de un futuro mejor y el que no ha salido que lo piense porque es muy difícil una travesía aquí en México”.

SEGUIR LEYENDO: EEUU anuncia fin de la Orden del Título 42 que permite deportaciones expeditas

Entre las malas experiencias que ha sufrido en territorio mexicano Franklin resaltó los dos secuestros vividos y la preocupación a la que esta situación expuso a su familia. “Se quedan pensando si a uno le paso algo malo”.

Antes de dar los primeros pasos en el río Bravo, Franklin Rodríguez envió un mensaje final para su familia. “Los quiero mucho a toda mi familia. A mi esposa, a mis hijos y a todos. Lo que uno hace es por la familia. Todo”.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ