Noticias NicaraguaMigraciónPablo Cuevas: “hay un canibalismo increíble” en instituciones del Estado, “hay fuga de sandinistas”

Pablo Cuevas: “hay un canibalismo increíble” en instituciones del Estado, “hay fuga de sandinistas”

Pablo Cuevas también manifestó que los trabajadores del Estado se sienten “inconformes” con la presión laboral, en donde son vigilados por fanáticos sandinistas
pablo cuevas defensor de derechos humanos nicaragua
Pablo Cuevas, defensor de Derechos Humanos.
La Prensa

Pablo Cuevas, defensor de Derechos Humanos y quien se encuentra exiliado en Estados Unidos, dijo a 100% Noticias que en las instituciones del Estado existe “un canibalismo increíble” y que producto de la vigilancia de los fanáticos del régimen de Daniel Ortega, muchos podrían emigrar.

“Hay un canibalismo increíble, en donde un trabajador espía al otro y ya no saben en quién confiar. Te cuento que los trabajadores hasta tienen que dar las claves de Facebook y estos son revisados minuciosamente”, denunció el miembro de la Defensoría Nicaragüense de Derechos Humanos, organización que fundó en el exilio.

Cuevas también manifestó que los trabajadores del Estado se sienten “inconformes” con la presión laboral, en donde son vigilados por fanáticos sandinistas con el objetivo de evitar expresiones en contra de la dictadura.

Lea: Nicaragüenses viven calvario de tramitar pasaporte, una noche en Migración

“Nosotros hemos recibido denuncias de varios funcionarios del Gobierno, de todos los niveles y nos hablan de inconformidad. Hay funcionarios que quieren una pausa, quieren estar tranquilos (sin hostigamiento laboral)”, detalló Pablo Cuevas.

Negocio migratorio

En cuanto al éxodo de los nicaragüenses, quienes están arriesgando sus vidas al salir en excursiones de forma legal hasta Guatemala y de ahí a México por “puntos ciegos” para luego llegar a Estados Unidos de forma irregular, advirtió que la migración podría aumentar por el descontento social.

Pablo Cuevas dijo que el régimen ha retirado el pasaporte de sus funcionarios con la finalidad de que estos no puedan salir de Nicaragua y evitar que la información sobre las violaciones a los Derechos Humanos pudiera salir al exterior.

Recientemente, la jueza María Concepción Ugarte, se exilió en Estados Unidos. En el año 2008, la judicial había ordenado el allanamiento a la oenegé CINCO Comunicaciones. También ordenó el allanamiento al Movimiento Autónomo de Mujeres (MAM).

“El régimen sabe de que si no toma esas medidas abusivas, represivas y restrictivas se le va a venir una vorágine y un montón de gente del gobierno que maneja mucha información se le podría venir”, puntualizó.

Ugarte podría tener información valiosa y serán las autoridades en Estados Unidos que la valoren.

“Un montón de personas se vienen sin pasaporte, recordemos de que con solo su cédula de identidad, las personas pueden recurrir al CA4 y cruzan desde Honduras a Guatemala para luego ingresar de manera indocumentada al estado fronterizo de Chiapas (México) en donde comienzan a cruzar y a legalizarse en México para obtener un permiso o si no contratan los servicios de las personas que trafican con los seres humanos”, detalló.

El defensor de Derechos Humanos aseveró que en puestos migratorios de Estados Unidos, cientos de nicaragüenses acuden a diario para tratar de legalizar su estatus.

“Estamos hablando que en un solo puesto migratorio estadounidense atienden a decenas de nicaragüenses, hasta a 70 nicaragüenses en un solo día. Miles de nicaragüenses abandonan en un solo día a nuestro país”, lamentó el abogado.

Desintegración familiar

Ante la carestía de la vida que afecta a los nicaragüenses, Pablo Cuevas advirtió que de no mejorar la situación económica y sociopolítica, las madres tendrían que emigrar para buscar una mejor calidad de vida, por lo que prevé que los jóvenes pudieran perder los valores.

“Si se sigue dando el éxodo masivo que está aconteciendo, es posible que nos pase lo mismo que El Salvador, donde los padres y las madres tenían que abandonar a los hijos para venirse a trabajar a Estados Unidos y eso significaba que los hijos se criaban sin ese calor y sin ese guía y sin esa tutela adecuada, en consecuencia, grandes pandillas que asolan las calles del Salvador”, alertó Cuevas.

“Esto tiene una razón y eso se llama el desastre del desgobierno de los Ortega Murillo que en principio tienen una política de descontento y de persecución. Es una situación de desastre económico, en Nicaragua no hay empleo”, lamenta el defensor de Derechos Humanos.

“Esto (migración) está aumentando y va a traer un caos social. ¿Una familia disgregada que crees que va a poder pasar?”, cuestiona Pablo Cuevas.

Descontento entre sandinistas

Ante la migración de sandinistas, quienes se refugian en las sábanas del “imperio norteamericano”, Pablo Cuevas señala que eso es consecuencia del mismo descontento social que ha hecho que los mismos fanáticos deserten.

“El régimen no nos conviene a la mayoría de los nicaragüenses, podemos hablar de un 90 por ciento, apenas un 10 por ciento están lucrándose de las banalidades del poder. Ante este despertar, incluso fanáticos del régimen han abierto los ojos y se han dado cuenta de la verdadera situación que acontece, hay mucha gente que esto le recordó los años 80”, señaló.

Lea más: Excursiones salen de Nicaragua para Guatemala con migrantes nicaragüenses

Si bien es cierto que en Nicaragua aún no hay escasez de alimentos, Cuevas recordó que “hay productos que la gente ya no los puede comprar”, debido al alto costo de la Canasta Básica, cuyo valor supera los 18 mil córdobas mensuales.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ