Asamblea General de la OEA: "elecciones en Nicaragua no tienen legitimidad"

Los estados miembros de la OEA solicitan realizar una evaluación sobre la situación de las violaciones de los Derechos Humanos y la democracia antes del 30 de noviembre.
EFE

Los estados miembros de la Organización de Estados Americanos (OEA), mostraron su “preocupación” durante la 51 Asamblea General que se realiza en Guatemala, por la grave situación de múltiples violaciones a los Derechos Humanos y el menoscabo de la democracia, cometidos por Daniel Ortega y Rosario Murillo, quienes mantienen una escalada represiva contra opositores críticos a su gobierno.

Mediante un borrador, recuerdan la Carta Democrática Interamericana, que establece que “los pueblos de las Américas tienen derecho a la democracia y sus gobiernos tienen la obligación de promoverla y defenderla”, se lee en el documento al que 100% Noticias tuvo acceso.

Lea: Régimen cancela licencia de Canal 21 y Radio Nexus de familia Osorno

Conscientes de las resoluciones y mandatos adoptados desde 2018 que instan al mantenimiento y fortalecimiento de las instituciones democráticas y los Derechos Humanos en Nicaragua, y de los múltiples esfuerzos de la OEA para colaborar constructivamente con el Gobierno de Nicaragua, a fin de ayudar con el diálogo político y la reforma electoral.

Los estados miembros que participan en la asamblea también mostraron “profunda preocupación” porque “el Gobierno de Nicaragua ha ignorado todas las recomendaciones de la OEA y, según informes de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y la Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ACNUR), ha hostigado, restringido y arrestado a candidatos, partidos, medios independientes y sociedad civil en el proceso electoral, en contradicción con los artículos 2 y 3 de la Carta Democrática Interamericana”, añade el documento.

Los cancilleres también dijeron estar “alarmados” por las conclusiones de la CIDH, en su informe “Nicaragua: Concentración de Poder y Debilitamiento del Estado de Derecho”, publicado el 25 de octubre de 2021, que señala que “también se estableció un estado policial” a través de represión, corrupción, fraude electoral e impunidad estructural diseñados por el Gobierno para lograr su “perpetuación indefinida en el poder y el mantenimiento de privilegios e inmunidades”.

Lea más: CSE asigna el 75.87% de los comicios al Frente Sandinista

El borrador de la OEA indica resolver cinco aspectos, uno de ellos es “deplorar que las iniciativas diplomáticas y técnicas emprendidas desde el 5 de junio de 2018 por la Organización de los Estados Americanos para promover la democracia representativa y la protección de los derechos humanos en Nicaragua no han tenido éxito por haber sido ignoradas o rechazadas rotundamente por el Gobierno de Nicaragua”.

De igual manera en el documento declaran que las circunstancias de “las elecciones de 7 de noviembre en Nicaragua no fueron libres, justas ni transparentes y no tienen legitimidad democrática”.

Con base en los principios establecidos en la Carta de la OEA y la Carta Democrática Interamericana, “las instituciones democráticas en Nicaragua han sido seriamente socavadas por el Gobierno”, indican.

Lea también: Sancionada Policía confirma detención de joven opositora Samanta Jirón

Asimismo reiteran “sus llamamientos anteriores para la liberación de todos los candidatos y presos políticos y el fin inmediato de la detención y hostigamiento de los medios de comunicación independientes y miembros de la sociedad civil.”, añade el borrador como cuarto punto.

Los cancilleres presentes en la asamblea general piden “instruir al Consejo Permanente para que realice una evaluación colectiva inmediata de la situación, de conformidad con la Carta de la Organización de los Estados Americanos y la Carta Democrática Interamericana, a ser completada a más tardar el 30 de noviembre y que tome las acciones apropiadas”, finaliza el documento.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ