Carlos Sánchez Berzain llama al mundo para que apliquen más sanciones a dictadura de Daniel Ortega

El analista político internacional y Director del Instituto Interamericano para la Democracia, Carlos Sánchez Berzaín explica que después de la toma de posesión ilegítima de Daniel Ortega se agudizarán los crímenes de lesa humanidad, razón por la que los países deben volver sus ojos a Nicaragua apoyando a la ciudadanía que resiste a lo interno.

“Los líderes democráticos tienen que empezar a poner sanciones inhabilitantes que bloqueen a la dictadura cualquier posibilidad de seguir gobernando y en pocos meses o semanas tendremos una exdictadura” aseguró en entrevista con 100% Noticias.

A juicio del experto la suspensión de visa a “criminales que están en Nicaragua” y que posiblemente nunca vayan a viajar a Estados Unidos no se toma como una sanción.

“Sanción quiere decir tomar una medida que produzca una modificación o que se termine una conducta indebida y para eso hay que tocarles el bolsillo”, destaca.

En este sentido, Sánchez explica que la manera de golpear al dictador es afectando la banca nicaragüense, las relaciones de comercio internacional y denunciándolo ante los organismos penales internacionales por los crímenes de lesa humanidad. 

“No hay legitimidad. Aquí hay crímenes. Lo que estamos viendo es un acto más que va a conducir al fin irremediable de la dictadura porque las dictaduras caen. No tienen pueblo, no tienen economía”.

Sánchez concluyó su intervención que Nicaragua es un proyecto cubano con Venezuela como plataforma principal.

PROTESTAS CONTRA DANIEL ORTEGA EN EL EXILIO

Diversas organizaciones opositoras han convocado una jornada de protesta en varios países bajo el lema "Nicaragua no tiene Gobierno ni poderes legítimos del Estado".

Nicaragüenses exiliados en Costa Rica llevaron a cabo la noche del domingo una vigilia para expresar su rechazo al nuevo mandato de Ortega, a quien consideran ilegítimo.

                                                     

Con pancartas y velas, y muchos de ellos ataviados del azul y blanco de la bandera de Nicaragua, los exiliados se reunieron en la Plaza de la Democracia, en la capital de Costa Rica, un sitio que se ha vuelto el punto de reunión de los nicaragüenses para este tipo de actividades.

 El lema "Ortega ilegítimo" es el principal mensaje que motivó a esta manifestación, convocada por diversas organizaciones de exiliados y de la oposición nicaragüense que operan desde Costa Rica desde hace meses.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ