Subempleo y desempleo se mantendrá por “incertidumbre política” en 2021

LA PRENSA

El subempleo cerró en 46.3% en el tercer trimestre de 2020 en Nicaragua, indica el último informe del Instituto Nacional de Información de Desarrollo (INIDE), es decir que casi la mitad de la población nicaragüense ocupada en el mercado laboral está en el subempleo.

El economista Maykell Marenco informó que en el primer trimestre la tasa de subempleo estaba en 44.8% y pasó al 46.3% en el tercer trimestre del 2020 “más de 1/3 de la población en el mercado laboral está en el subempleo, son personas que se formaron, se capacitaron, estudiaron en algún tipo de actividad profesión o carrera y no lo están desempeñando, están al margen de su perfil profesional está muy mal remunerados”.

Marencó explicó a 100%Noticias que los ciudadanos en el subempleo perciben la mitad del salario mínimo, remuneración que no alcanza para la adquisición de los 53 productos de la canasta básica. 

LEER MÁS: Nicaragua podría recibir vacuna contra covid-19 a finales de enero 2021

“Los ingresos percibidos ronda alrededor del 20 y 50% del salario mínimo, un salario mínimo que no ajusta para adquirir la canasta básica de 53 productos y que aún así estas personas reciben este ingreso por debajo de este umbral, estamos hablando de personas que viven bajo el umbral de pobreza, pobreza extrema”, lamentó.

En el 2021, el especialista asegura que el panorama de subempleo y desempleo se mantendrá igual dado que se percibe “incertidumbre política”, lo cual afecta la generación de empleo y el flujo de Inversión Extranjera Directa en el país.

“No se avizora una recuperación, no en el corto plazo, el 2021 es un año con mucha incertidumbre política, esta incertidumbre afecta negativamente el mercado laboral nicaragüense y por supuesto la economía en su conjunto, estos elementos de desconfianza e incertidumbre afecta la generación de empleo, la inversión Extranjera Directa, afecta el asentamiento del capital extranjero en el país, por lo cual estaremos observando un factor de movilización hacia la informalidad laboral”, señaló.

SEGUIR LEYENDO: Los tres grandes retos económicos de Nicaragua para el 2021

Según el economista, es necesario recobrar la “confianza” de los agentes económicos “el principal reto es recobrar la confianza de agentes económicos, sector privado, tejido productivo nacional y los flujos de inversión extranjera directa para poder recuperar la senda de crecimiento económico, 2021 no augura una recuperación", indicó.

LEER MÁS: Régimen celebra sello "viaje seguro" sin flexibilizar medidas para reactivar conectividad aérea

El Banco Mundial proyecta una contracción de 0.9% para el próximo año, es decir avizoran un cuarto año de recesión económica para las empresas que operan a nivel nacional que pone en riesgo la existencia de las mismas.

Según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), en el 2020 Nicaragua pasaría un nivel de pobreza del 47% al 52%, en el caso de pobreza extrema del 17% a  22% “estas proyecciones reflejan un nivel de pauperización en Nicaragua aumentado las condiciones económicas y coyunturales, reflejado en el comportamiento del mercado laboral con niveles de informalidad pasado de un 70% a un 74%, según estadísticas de FIDEG”, señaló Marenco.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ