Noticias NicaraguaPolíticaEmbajadores europeos izan la bandera de Ucrania en Nicaragua, aliado de Rusia

Embajadores europeos izan la bandera de Ucrania en Nicaragua, aliado de Rusia

El embajador francés explicó que el acto de apoyo a Ucrania, en Managua, "consiste en manifestar solidaridad de nuestras naciones con el pueblo ucraniano y sus autoridades democráticamente electas"
Agencia EFE

Managua, 9 mar (EFE).- Embajadores europeos acreditados en Managua izaron este miércoles la bandera de Ucrania en Nicaragua, aliado de Rusia, en solidaridad ante la invasión rusa contra ese país europeo.

La bandera de Ucrania fue izada junto a la de la Unión Europea (UE) en la residencia del embajador de Francia en Nicaragua, Brieuc Pont, al sur de Managua, donde se celebró una ceremonia denominada "Unidos por Ucrania".

"Hace 13 días, la Federación de Rusia inició un ataque brutal contra la República de Ucrania. Este ataque, de proporciones sin precedentes en la historia reciente de Europa, constituye, como lo constató la inmensa mayoría de las naciones, lo que se llama en derecho internacional un crimen de agresión", señaló el embajador francés en su discurso.

"Somos hoy los testigos de la invasión de Ucrania por Rusia, en una actitud imperialista hacia sus vecinos que crea caos y amenazas a la paz y a la seguridad internacional", continuó el diplomático, cuyo país está a cargo de la presidencia del Consejo de la UE.

Pont acusó al gobierno ruso no sólo de violar el derecho internacional, sino también de faltar a su palabra.

                                                 
"Hoy, lo que pensábamos inconcebible, se reproduce en nombre de las reivindicaciones etnocentricas sin fundamento, un país decide apoderarse de tierras vecinas, considerándolas suyas", apuntó.

El embajador francés explicó que el acto de apoyo a Ucrania, en Managua, "consiste en manifestar solidaridad de nuestras naciones con el pueblo ucraniano y sus autoridades democráticamente electas".

"RUSIA NO ES LA VÍCTIMA, ES EL AGRESOR"

Asimismo, criticó el "gran número de mentiras por parte de Rusia" para justificar "esta agresión y los crímenes de guerra cometidos", y sostuvo que "ni Europa, ni Ucrania, ni la Alianza Atlántica querían esta guerra".

"Al contrario, hemos hecho todo lo posible para evitarla. Esta guerra no es una intervención pacificadora de Rusia en respuesta a un supuesto golpe de Estado de 2014 o a hipotéticos bombardeos en regiones independentistas apoyado por Occidente", anotó.

"Esta guerra tampoco es un conflicto entre la OTAN y Occidente por un lado, y Rusia por el otro, como algunos pueden escribir: la OTAN es una alianza defensiva, no hay tropas ni bases de la OTAN en Ucrania", prosiguió.

"Rusia asegura, entre otros cuentos sobre conspiración nazis, que el propósito del Oeste sería instalar armas nucleares en Ucrania. El poder de la imaginación es verdaderamente ilimitado", añadió.

Para el embajador francés, "Rusia no es la víctima, pero (sí) el agresor. Y lo sabe".

"La verdad muy sencilla es que esta guerra es fruto de un espíritu de venganza de ciertos sectores de la sociedad rusa, alimentado por una lectura revisionista de nuestra historia, que trae al mundo de vueltas a las horas más oscuras de los imperios y de las invasiones", consideró.

UCRANIA: ES UNA CATÁSTROFE HUMANITARIA

El diplomático dijo que "es necesario que el diálogo prevalezca sobre la fuerza", porque "si no logramos ponerle fin a esta guerra, tendrá consecuencias humanas, políticas y económicas para todos los países miembros de las Naciones Unidas".

Al finalizar su discurso, Pont rindió un homenaje a los ucranianos "que unieron sus fuerzas a la sagrada lucha por la libertad de su patria, por su soberanía, por su derecho a su autodeterminación y contra la injerencia", y pidió un minuto de silencio por las víctimas.

Posteriormente cedió la palabra a la embajadora de Ucrania en México, Oksana Dramarétska, quien a través de un video grabado agradeció la solidaridad y el apoyo a su país.

Observó que "en el corazón de Europa continúa la guerra a gran escala iniciada por Rusia contra Ucrania", donde, dijo, ocurre "un verdadero genocidio contra el pueblo ucraniano" que ha obligado a marcharse de su país a más de dos millones de personas.

"Es una verdadera catástrofe humanitaria en el centro de Europa en el siglo XXI", apuntó Dramarétska, quien sostuvo que "la postura de Ucrania es muy firme: no vamos a aceptar ningún ultimátum de Rusia".

"La cuestión de soberanía, de integridad territorial con Ucrania, no se discute. Esta será una victoria del bien contra el mal, de la luz sobre la oscuridad. No se queden callados, gloria a Ucrania", concluyó.

Al acto acudieron representantes de las embajadas de Alemania, España, Italia, Suiza, Canadá, Estados Unidos, Japón, Brasil, y Colombia.

Ayúdanos a romper la censura,
necesitamos tu apoyo para seguir informando

DONA AQUÍ